¿Que representan las mascotas en nuestro sistema familiar?

Las Mascotas en los Sistemas Familiares.

Para las Mi gato es un miembro más de la familiami perro es como un hijo para mí – reímos, lloramos, enternecemos y nos molestamos con ellos de tal forma que sin dudarlo, pasan a ser parte importante de muchas de nuestras decisiones en la vida, motivo por el cual cuando ya no están con nosotros, resulta una situación muy dolorosa para las personas  que haya significado tanto o más su presencia en esa familia. ¿Qué hace tal movimiento de alma?, ¿De dónde surge ese amor hacia ellos? ¿Cómo puedo estar yo unido a mi mascota?: Son algunas de las preguntas que tal vez en alguna oportunidad te hayas hecho y el motivo de este escrito es revisar un poco desde el enfoque fenomenológico de las constelaciones familiares que ocurre con esto.

Llenando espacios vacíos.

Los sistemas familiares como sistemas vivos no permiten espacios vacíos, este es uno de los postulados de la ley general de los sistemas planteada por Ludwig Von Bertalanffy que resulta bien interesante a la hora de entender las dinámicas con nuestras mascotas.

Al asentar esta teoría en los sistemas familiares nos lleva a entender que para que podamos dar un lugar en nuestro sistema a un miembro que no pertenece, tiene que haber detrás una exclusión, alguien que no hemos mirado, alguien que no hemos podido (tal vez por acciones contrarias a las que esperábamos de ellos) colocar en nuestro corazón y quererlos tal cual son. Son estas exclusiones las que le dan cabida a que en nuestro sistema familiar haya un espacio vacío para que sea ocupado por nuestra mascota.

mascotas2Tu mascota representa siempre un excluido en tu sistema Familiar, por lo cual la manera en que llega a ti es muy importante para determinar la misión de su presencia en tu vida, generalmente vienen con una misión compensatoria y hasta de contención en el sistema familiar. Si alguien te la regala sin tu haberla pedido, presta atención a esto, es posible que junto a la mascota venga acompañado el regalo de deseos controladores, contratos de lealtad, y dependiendo de la afinidad que tengas con la persona de manos de las cual viene la mascota, aportarte algunas cualidades que para su percepción puedas tu necesitar de esa mascota.

Por el contrario, cuando eres tu quien de forma fortuita se consigue a esa mascota, pues ten por seguro, que el universo comienza a darte señales de algo en particular, una parte de ti llena de amor que debe – de alguna manera – ser entregada a alguien, la pregunta, ¿Para quién realmente son esos abrazos?, ¿Para quién en realidad son todas esas atenciones?, esto es importante hacerlo consciente, ya que cuando lo haces, no significa que ya dejarás de hacérselo a tu mascota, sino que también comenzarás a reconocer en tu corazón la exclusión que por dolor, resentimiento, o simplemente por desconocimiento estabas haciendo en tu familia de origen.

Algunas dinámicas comunes con nuestras mascotas.

En mi experiencia personal con el trabajo terapéutico que he realizado he podido identificar algunas dinámicas comunes que pueden hacer a una persona o a una familia tomar la decisión de tener una mascota:
• En las parejas que no pueden tener hijos, generalmente encuentran una mascota para suplir sus sentimientos paternales reprimidos.
• Algunos padres donde no miran el permiso transgeneracional para entregar el afecto a sus hijos, generalmente buscan una mascota para entregarlo a través de esta.
• Un hijo que le pide insistentemente a sus padres una mascota, generalmente está intentando llenar una ausencia familiar con este, identifícala para que su búsqueda cese.

Sea cual fuera la mascota que decidas tener, es necesario que te observes en tu interacción con ella – El trato que le das a la mascota es el trato inconsciente que te das a ti mismo – ¿Cómo es? ¿Las abandonas o tienes atenciones llenas de afecto hacia ella?.

También el cuidado obsesivo hacia estas tiene una lectura importante, ya que pudieras estar bloqueando tus relaciones interpersonales; Lo cual puede ir llevándote al aislamiento y conduciéndote paulatinamente a convertirte en ermitaño. Estas son algunas apreciaciones que desde la mirada fenomenológica de las constelaciones familiares podemos observar en las relaciones con las mascota.
¿Qué descubriste con esta lectura de ti y de las experiencias cercanas que tienes con mascotas?, comparte en los comentarios tus descubrimientos personales. Gracias por leerme.

Escrito por:                                                                                                                                                                                                               Dr. Rafael Ochoa Alejos.

Algunas referencias tomadas del portal Plano sin Fin.

5 Comments

  1. Mercedes

    Excelente reflexión… En mi familia tenemos mascotas las cuales las tratamos cómo un miembro más… Ahora pensaré en quien ha sido excluido y le ha sido entregado todo ese amor a través de las mascotas.

  2. Maria alejandra moreno ossa

    Gracias! Encantada y sintiendo esa mirada a tantos escenarios que he tenido. En general veo repetido el abandono, el rechazo y duele de momento, pero estamos en el camino consciente de ello, seguimos sintiendo, creciendo y valorando cada momento de aprendizaje.

  3. Tatiana León

    Hola, que puede representar la muerte de un gato en el sistema familiar si ya lleva mas de 10 años de vida? Tiene que ver el tipo de enfermedad que lo llevo a esto. Muchas gracias!

    • Hola Tatiana, La muerte del gato puede representar muchas cosas, decir una seria mentira, tendria que ser mirado en una constelación para poder tener la certeza, generalmente las enfermedades que ellos toman, las toman por arrogación a uno de sus dueños, es decir, la persona puediera estar en peligro de contraer una enfermedad, y la mascota toma la enfermedad en su lugar, o pudiera estar representando un familiar excluido que la mascota quiere que sea mirado y lo muestra con su enfermedad. Te invito a contactar para que mires tu caso particular, estoy a tu orden si lo deseas…

  4. Greggia Curatella

    Mi mascota fue mi hijo y era la falta de él la que me hacía quererlo así 🤷🏻‍♀️

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *